Hartford Hospital

Conditions In Depth

Search for

En ocasiones, los niños que tienen infecciones repetidas del oído medio que no responden a antibióticos podrían requerir cirugía. El tratamiento quirúrgico puede ayudar a aliviar el dolor causado por presión por la acumulación crónica de líquido en el oído medio. La cirugía también puede ayudar a restablecer la pérdida auditiva relacionada con la acumulación de líquido, lo cual puede ayudar a prevenir el desarrollo de retraso en el habla en niños.

Durante la miringotomía, se hace una pequeña incisión en el tímpano y se retira el líquido (sangre, pus, y/o agua) del oído medio. A menudo, se cultiva el líquido para determinar cuáles antibióticos serán más efectivos para destruir las bacterias que causan las infecciones. En casos de otitis media, también se inserta un pequeño tubo de "timpanostomía" en el oído medio para ayudar a mantener el orificio abierto y la presión de aire en el oído medio normal. Esta cirugía se realiza con más frecuencia en niños, pero algunas veces también se realiza en adultos.

Por lo general, la miringotomía se realiza bajo anestesia general o algunas veces con la aplicación tópica de un anestésico. Este procedimiento se puede realizar con un láser, aunque aún no se ha probado algún beneficio adicional por este procedimiento (fenestración de membrana timpánica asistida con láser). No se usan puntos de sutura en la incisión. Debería ocurrir la curación completa sin complicaciones en un lapso de cuatro semanas. Sin embargo, si se colocan sondas, el niño necesitará tapones especiales para los oídos cuando nade o se bañe.

Las adenoides son estructuras similares a las amígdalas ubicadas en la parte posterior de la nariz, invisibles a métodos normales de examinación de la nariz o garganta. Cuando las adenoides son grandes, los niños tienden a respirar por la boca, y podrían roncar por la noche. Muchos niños con adenoides agrandadas tienen un sonido "nasal" de la voz debido a la obstrucción. Los tubos de Eustaquio se abren dentro de la nariz muy cerca de las adenoides, y su abertura podría ser obstruida cuando las adenoides están agrandadas. Los tubos de Eustaquio obstruidos están entre las causas de otitis media crónica.

Cuando existen otras razones para extirpar las adenoides (principalmente ronquidos severos, especialmente acompañados por apnea del sueño), entonces la adenoidectomía podría reducir la frecuencia o duración de las infecciones del oído. Incluso sin evidencia fuerte, algunos cirujanos recomiendan la adenoidectomía como un tratamiento primario para la otitis media crónica, por lo general junto con miringotomía y colocación de sondas.

Referencias:

Centers for Disease Control and Prevention (CDC)website. Disponible en: http://www.cdc.gov/.

Current Surgical Diagnosis and Treatment. 10th ed. Appleton & Lange; 1994.

Harrison's Internal Medicine Online. McGraw-Hill; 2002.

Matilla PS, Joki-Erkkila VP, Kilpi T, Jokinen J, Herva A, Puhakka H. Prevention of otitis media by adenoidectomy in children younger than 2 years. Arch Otolaryngol Head Neck Surg. 2003;129(2):163-168.

National Institute on Deafness and Other Communication Disorder website. Disponible en: http://www.nidcd.nih.gov/.

Última revisión septiembre 2012 por Kari Kassir, MD

La información aquí suministrada complementa la atención recibida por su médico. De ninguna forma intenta sustituir el consejo de un professional medico. LLAME A SU MEDICO DE INMEDIATO SI PIENSA QUE PODRIA TENER UNA EMERGENCIA. Siempre busque consejo médico antes de comenzar un nuevo tratamiento o si tiene preguntas sobre una condición médica.