Hartford Hospital

Conditions In Full

Search for

Entendiendo el Trastorno Afectivo Estacional

English Version

¿Qué Es el Trastorno Afectivo Estacional? | Síntomas Comunes del Trastorno Afectivo Estacional | ¿Cómo Difiere el TAE de Otros Tipos de Depresión? | ¿Qué Causa el TAE? | ¿Cómo Puede Tratarse el TAE? | ¿Cuál es el Primer Paso para Tratar el TAE?

Muchas personas tienen dificultad al lidiar con los días más cortos y obscuros del invierno. Luchan para salir de la cama en la mañana, tienen menos energía, se sienten deprimidos y suben de peso. Para la gente con trastorno afectivo estacional (TAE), estos cambios son bastante severos para causar problemas importantes en su vidas diarias. Pero, ¿qué es exactamente TAE? ¿Cómo difiere de la "nostalgia invernal" y tristeza normal? Y, ¿cómo puede tratarse?

¿Qué Es el Trastorno Afectivo Estacional?

El TAE es un tipo de depresión que ocurre debido a una falta de exposición a la luz durante el invierno. Normalmente comienza en el otoño (octubre o noviembre) y baja en la primavera (marzo o abril). La aparición y gravedad de los síntomas son altamente individualizados y dependen, en parte, del lugar dónde vive.

El número de casos y severidad de los síntomas incrementan con la distancia del ecuador. Por ejemplo, la gente cerca del Círculo Ártico tiende a experimentar el TAE más severo, empezando antes del otoño que la gente del Caribe. Un diagnóstico verdadero del TAE puede hacerse sólo después de que los síntomas han durado más de dos inviernos pasados durante al menos cuatro semanas en cada ocasión.

Los síntomas del TAE pueden variar de ligeros a severos. Podría simplemente ser una molestia vivir con estos o bastante severos para afectar su capacidad de funcionar. La gente que experimenta síntomas suaves pero que no son diagnosticados con TAE a menudo describen tener la "nostalgia invernal" o el "subsíndrome TAE." De tres al cinco por ciento de los estadounidenses tienen TAE y aproximadamente otro 10% tiene el subsíndrome TAE.

Las mujeres experimentan TAE de tres a cuatro veces más a menudo que los hombres. Este trastorno afecta a la gente de cualquier grupo étnico o racial y puede ocurrrir a cualquier edad; aunque en su mayor parte es visto en la gente en sus veintes a los cuarenta años. Incluso los niños pueden ser afectados por el TAE; sin embargo, podrían experimentar síntomas diferentes que los adultos. Por ejemplo, los niños son más propensos a estar irritables, en vez de tristes o ansiosos.

Síntomas Comunes del Trastorno Afectivo Estacional

Generalmente los siguientes síntomas comienzan en el otoño, se intensifican en invierno y desaparecen en la primavera:

  • Disminución de la energía y actividad
  • Cansancio, sueño prolongado
  • Tristeza, ansiedad
  • Cambios en el apetito (normalmente aumento en el apetito)
  • Ansias por carbohidratos
  • Aumento de peso
  • Pérdida de interés en el sexo
  • Retraimiento por parte de amigos y familiares
  • Dificultad para concentrarse y para llevar a cabo tareas
  • Síndrome premenstrual en las mujeres (empeora o sólo ocurre en el invierno)

¿Cómo Difiere el TAE de Otros Tipos de Depresión?

La principal diferencia entre el TAE y otros tipos de depresión es que el TAE ocurre sólo durante los meses de invierno. En muchos tipos de depresión, la gente generalmente come y duerme menos y pierde peso; la gente con TAE normalmente come y duerme más y aumenta de peso cuando hace frío y está oscuro afuera.

El TAE, como otros tipos de depresión clínica, no es causado por factores sociales o psicológicos, aunque tales tensiones pueden agravarlo. La tristeza normal tiende a ser situacional y generalmente no incluye estos síntomas físicos.

La "nostalgia de los días festivos" puede distinguirse del TAE, porque generalmente no está acompañada de síntomas físicos. Son causados por las tensiones generales de la temporada vacacional decembrina y ocurre sólo cerca de los días festivos.

¿Qué Causa el TAE?

La falta de exposición a la luz parece ser el principal detonante de los síntomas del TAE. Hay una variedad de hipótesis en lo que se refiere al proceso bioquímico subyacente que se afecta por la falta de luz. También, el TAE parece presentarse en las familias. La mayoría de la gente con el trastorno tiene al menos un pariente cercano que ha tenido ataques de depresión (a menudo TAE) en algún momento.

Una anormalidad en uno o más neurotransmisores y/o hormonas es la causa sospechosa del TAE. Los neurotransmisores son los químicos que llevan mensajes entre las neuronas. Se considera que una deficiencia de la serotonina neurotransmisora es una causa probable del TAE. Su concentración en el cerebro varía con las estaciones, la cantidad más pequeña ocurre durante el invierno.

Otros químicos bajo investigación incluyen los neurotransmisores norepinefrina y dopamina y la hormona melatonina. Las hormonas sexuales femeninas el estrógeno y progesterona también podrían estar involucradas, puesto que las mujeres son más vulnerables al TAE que los hombres, especialmente en los años entre la pubertad y la menopausia.

¿Cómo Puede Tratarse el TAE?

Terapia de Luz

La terapia de luz es el tratamiento primordial para el TAE. En algunos estudios, la luz alivia los síntomas en el 75% de los pacientes con TAE en un lapso de 2 a 14 días. Los científicos creen que la luz que entra a través del ojo podría modificar la química cerebral, corrigiendo las anormalidades que son provocados por una falta de luz. Aunque la terapia de luz casi siempre funciona, sólo un número pequeño de estudios relativamente han sido bastante rigurosos como para ofrecer pruebas científicas de la efectividad de la terapia de luz.

En este tratamiento, una persona se expone a la luz que es de 5 a 20 veces más brillante que la iluminación interior regular sentándose cerca de una caja de luz durante 15 minutos unas cuantas horas al día. Puesto que no se recomienda mirar directamente a la luz, las actividades normales tales como leer, escribir y comer pueden realizarse. La duración del tiempo e intensidad de la luz puede variar dependiendo de las necesidades de la persona y del equipo usado. La evaluación inicial y la supervisión en curso del tratamiento debe ser proporcionada por un profesional de asistencia médica que tenga experiencia con la terapia de luz.

Aunque la terapia de luz es segura para la mayoría de la gente, puede causar fatiga visual, dolores de cabeza, insomnio y sensaciones de inquietud o irritabilidad. Estos problemas pueden a menudo resolverse reduciendo la duración de exposición o sentándose más lejos de la caja de luz. La gente con ciertos tipos de enfermedades oculares o aquellos que toman medicamentos que incrementan la sensibilidad a la luz no podrían usar la terapia de luz o deben usarla sólo bajo el cuidado detenidamente supervisado de un oftalmólogo.

Cambios del Estilo de Vida

Aunque la terapia de luz es considerada la primera línea de tratamiento para la mayoría de la gente con TAE, hay cambios en el estilo de vida que puede intentar en su lugar o en conjunto con la terapia de luz. Algunas personas experimentan mejora al incrementar su exposición a la luz interior de lámparas regulares y la luz externa al tomar diariamente caminatas durante la mañana o la tarde. Tomar vacaciones de invierno en un lugar soleado con días más largos también podría ayudar.

Hacer ejercicio aeróbico regular puede también ayudar a mejorar el humor en la gente con TAE. Su efecto se aumenta cuando se hace al aire libre o enfrente de una caja de luz. Además, el ejercicio y la dieta pueden usarse para controlar el aumento de peso común en el TAE. Puesto que el estrés puede exacerbar el TAE, el control de estrés es importante, especialmente durante los meses de invierno. La psicoterapia podría ser útil para sobrellevar problemas que están causando estrés.

Medicamentos

Los medicamentos antidepresivos pueden usarse para tratar el TAE, pero generalmente son recetados con terapia de luz en vez de reemplazarlos completamente. Cuando la terapia de luz es sólo parcialmente exitosa, el medicamento puede aumentar el efecto de la luz. El uso de la terapia de luz en conjunto con medicamentos podría hacer posible tomar dosis más pequeñas de medicamento y reducir los efectos secundarios del medicamento. Además, tomar medicamento puede disminuir la cantidad de tiempo que se necesita frente a las luces.

Los medicamentos antidepresivos más usados frecuentemente para el TAE son los inhibidores de reabsorción de serotonina selectiva (IRSS), tales como Prozac, Zoloft y Paxil. El bupropión (Wellbutrin) y otros antidepresivos también podrían ser efectivos. El bupropión recibió la aprobación de la FDA en 2006 para la prevención de episodios depresivos mayores, en pacientes con un antecedente del TAE.

Recomendaciones de Salud Pública de la FDA para los Antidepresivos

La FDA aconseja que la gente que toma antidepresivos debe ser observada detenidamente. Para algunos, los medicamentos han sido vinculados con el empeoramiento de síntomas y pensamientos suicidas. Estos efectos adversos son más comunes en adultos jóvenes. Los efectos tienden a ocurrir al comienzo del tratamiento o cuando hay un incremento o disminución en la dosis.

Aunque la advertencia es para todos los antidepresivos, los de más preocupación son los de clase IRSS tales como:

  • Prozac ( fluoxetina ), Zoloft ( sertralina ), Paxil ( paroxetina ), Luvox ( fluvoxamina ), Celexa ( citalopram ), Lexapro ( escitalopram )

Para más información, por favor visite: http://www.fda.gov/cder/drug/antidepressants/

Resultados de la Investigación

El estudio CAN-TAE fue un estudio doble ciego aleatorio y controlado realizado durante tres estaciones de invierno en varios clínicas de tratamiento en Canadá. El estudio fue científicamente diseñado para cubrir los estándares estadísticos de rigor.

Noventa y seis pacientes fueron aleatoriamente asignados durante un periodo de ocho semanas a uno de los siguientes grupos de tratamiento: un tratamiento de luz intenso y un medicamento placebo o un placebo (muy baja intensidad) luz y medicamento (Fluoxetina). No hubo diferencias estadísticamente importantes entre las dos modalidades del tratamiento, el cual básicamente apoya la efectividad y la tolerabilidad de ambos tratamientos para los trastornos afectivos estacionales."

Rohan et al realizaron la primera prueba de psicoterapia controlada para el TAE. Compararon la terapia de luz (TL) estándar, terapia conductual cognoscitiva (TCC) orientada hacia el objetivo TAE y su combinación con el control de la TL (la cual es TL después de 6 semanas de monitorear clínicamente a los pacientes). Para las tres modalidades del tratamiento, los resultados mostraron "reducciones importantes en síntomas depresivos." Rohan et al recomendaron que se necesita hacer más investigación en esta área.

Otros tratamientos con beneficios posibles están todavía siendo investigados. Estos incluyen melatonina, L-tryptofan y el suplemento de vitamina D.

¿Cuál es el Primer Paso para Tratar el TAE?

Si tiene síntomas de TAE ligeros, empiece incrementando su exposición a la luz interna y externa regular. Intente empezar un programa para caminar o un sistema de ejercicios diario. Si tiene síntomas que están interfiriendo de manera importante con su calidad de vida, debe consultar a su médico y/o profesional de salud mental. Puede determinar si tiene TAE y discutir los tratamientos disponibles. Recuerde, hay un número de opciones de tratamiento diferentes que pueden usarse solos o en combinación que pueden ayudarlo a sentirse mejor y a mantener una perspectiva más brillante en el invierno.

Fuentes Adicionales:

National Institute of Mental Health

http://www.nimh.nih.gov/

The Society for Light Treatment and Biological Rhythms

http://www.sltbr.org/

FUENTES DE INFORMACIÓN CANADIENSES:

Canadian Psychiatric Association

http://www.cpa-apc.org/

Canadian Psychological Association

http://www.cpa.ca/

Referencias:

Anderson JL, Weiner GI. Seasonal depression. Harvard Health Letter. 1996;21:7.

Antidepressant use in children, adolescents, and adults. US Food and Drug Administration website. Disponible en: http://www.fda.gov/Drugs/DrugSafety/InformationbyDrugClass/UCM096273. Publicado mayo 22, 2009. Accedido julio 15, 2009.

Golden RN, Gaynes BN, Ekstrom RD, et al. The efficacy of light therapy in the treatment of mood disorders: a review and meta-analysis of the evidence. Am J Psychiatry. 2005;162:656-662.

Information sheet on seasonal affective disorder and light therapy. National Institute of Mental Health, Clinical Psychobiology Branch. Bethesda, MD; agosto 1996.

Lam RW, Levitt AJ, Levitan RD, et al. The Can-SAD study: a randomized controlled trial of the effectiveness of light therapy and fluoxetine in patients with winter seasonal affective disorder. American Journal of Psychiatry. 2006;163:805-812.

National Institute of Mental Health website. Disponible en: http://www.nimh.nih.gov.

The National Organization for Seasonal Affective Disorder (NOSAD) website. Disponible en: www.nosad.org.

Public information brochure: questions and answers about light therapy. Society for Light Treatment and Biological Rhythms. Wheat Ridge, CO.

Rohan KJ, Roecklein KA, Tierney LK, Lacy TJ. A randomized controlled trial of cognitive-behavioral therapy, light therapy, and their combination for seasonal affective disorder. Journal Consult Clin Psychol. 2007;75:489-500.

Rosenthal NE. Diagnosis and treatment of seasonal affective disorder. JAMA. 1993;270:2717-2720.

Seasonal affective disorder. EBSCO DynaMed website. Disponible en: http://www.ebscohost.com/dynamed/what.php. Actualizado febrero 9, 2009. Accedido marzo 21, 2009.

The Society for Light Treatment and Biological Rhythms website. Disponible en: http://www.sltbr.org.

Última revisión ENERO 2011 por Brian Randall, MD

La información aquí suministrada complementa la atención recibida por su médico. De ninguna forma intenta sustituir el consejo de un professional medico. LLAME A SU MEDICO DE INMEDIATO SI PIENSA QUE PODRIA TENER UNA EMERGENCIA. Siempre busque consejo médico antes de comenzar un nuevo tratamiento o si tiene preguntas sobre una condición médica.


 
CreativeChangePowered by: Creative Change, Inc.